viernes, 2 de agosto de 2013

Congelar frejoles



En Asturias llamamos fréjoles a las judías verdes.



Ayer fuimos a recoger fréjoles a la huerta de mi padre y he tenido que congelar algunos ya que el domingo volveremos a regar y recoger otra vez más fréjoles y es imposible consumirlos todos frescos. Así tendremos fréjoles de la huerta todo el invierno.

Coloque los fréjoles en un colador y los lave bien. Les corte los tallos y las puntas y los trocee.

Puse agua a hervir y cuando empezó a hacer burbujitas añadí los fréjoles los deje

3 minutos y los saque y sumergí en agua con hielo para dejaran de cocer.

Los pase por la centrifugadora para que se secaran bien. 

Los metí en bolsas y les saque bien el aire. 

Etiquete las bolsas con el peso y la fecha.

Luego al arcón congelador para ir consumiéndolas durante el invierno.